¿Cómo vender mi casa a un chino o a un ruso?

¿Cómo vender mi casa a un chino o a un ruso?

Cada vez es más el interés que despiertan las personas de nacionalidad china y rusa, por comprar viviendas  y locales en España. De hecho, es un dato que no para de crecer en nuestro país. Suele utilizarse a modo inversión, lo que es un dato alentador para todos aquellos vendedores que cuenten con un producto interesante.

Para poder llevar una gestión adecuada, es necesario ponerse, siempre, en manos de profesionales que te ayuden y te asesoren.

La traducción de los inmuebles no es suficiente, lo ideal es acudir a una agencia inmobiliaria, especializada en carteras de inversión internacionales, que cuenten con personal nativo, y que te ofrezcan tranquilidad y confianza a los compradores.

La mentalidad de los compradores extranjeros es diferente de la de los nacionales. “La mayoría de los españoles concibe la compra de una vivienda como el paso más importante de su vida, mientras que el extranjero le confiere a la operación un carácter más pragmático, ligado a la inversión y las necesidades concretas más que al proyecto de vida”.

5 “tips” para vender a chinos

  1. Vivienda cercana a su lugar de trabajo: uno de los aspectos fundamentales para estos clientes es, que sus viviendas se encuentren en urbes con calles comerciales, donde encontramos todo tipo de servicios de restauración, almacenes y comercios. Los clientes chinos no son de desplazarse en coche a sus lugares de trabajo.
  2. Casas grandes y aisladasprefieren las casas de al menos 100 metros cuadrados, con al menos 3 habitaciones.
  3. Financiación familiar: Por norma general, la hipoteca no entra entre sus planes. Los chinos son más desconfiados en cuanto a la financiación externa, por lo que o bien, pedirán financiación a amigos o familiares, o pagarán al contado. Se les caracteriza, a pesar de lo que la gente pueda creer, por ser excelentes pagadores.
  4. Negociadores natos: Tratarán siempre de ofrecerte una contraoferta para lograr un descuento. Es una comunidad que da mucha importancia a las recomendaciones, así que si sale bien, reportará clientes.
  5. Nada de reformas: se Es una comunidad que odia las reformas, por lo que buscan viviendas que hayan sido reformadas hace poco. Son personas con tendencia a la desconfianza, por lo que, antes de decidirse, se asesoran por diferentes vías y siempre pedirán todo tipo de papeles, para estudiar la situación actual de la vivienda,.

 

5 “tips” para vender a rusos

  1. Pago al contado: Son grandes ahorradores, por lo que tratan de comprar sus viviendas al contado. Disponen de un alto poder adquisitivo. No viven por encima de sus posibilidades y no son partidarios de la financiación, por desconfianza de nuestro sistema financiero.
  2. Viviendas recién reformadas: Estos compradores están acostumbrados a que en su país, la obra nueva se vende con paredes y sin cerramientos a diferencia de aquí que se vende con todo tipo de características. La obra nueva suele ser un acierto para estos compradores
  3. Legalidad: Son clientes fieles y formales. Harán muchas preguntas respecto a la vivienda, antes de dar una respuesta definitiva. Les gusta ir con la verdad por delante, y si tienen la más mínima impresión de que están siendo engañados, se echarán atrás con la compra.
  4. Grandes urbes: Suelen elegir grandes urbes como Madrid, Sevilla o Barcelona, como residencia. Buscarán ubicaciones bien comunicadas y céntricas.
  5. Cercanos al mar: Por otro lado, les encantan las viviendas cercanas al mar. Sus favoritas a nivel calidad-precio se sitúan en las Costas, Dorada, Blanca y del Sol.